Decimotercera entrega de ANNA LIVIA PLURABELLE (fragmento de FINNEGANS WAKE que traduce Eduardo Lago)

dublineses_6798_320x480

 Decimotercera entrega. 26 de julio, Washington Square. Fragmento 20 de ALP
BECKETT Y KEATON (Diálogo silencioso).
BUSTER KEATON: Pero si lo que hay que leer es el fragmento 13, ¿cómo es que has dado un salto así?
SAMUEL BECKETT: Soñé que él leía ese fragmento desde la tumba. Es un fragmento muy largo. Ocupará varias entregas.
BUSTER KEATON: ¿Y el público qué dirá?
SAMUEL BECKETT: No creo que se queje. Ni lo notará. Lo importante es que lo leas bien.
BUSTER KEATON: ¿Y más adelante?
SAMUEL BECKETT: ¿Más adelante qué? (sigue leyendo)

Publicado en Firmas, Voces de la familia | Comentarios desactivados

PROTEGIENDO EL SECRETO (Patricia Highsmith)

PH

 Releer suplementos literarios de antaño puede  parecerse a profundizar en el rostro cansino de las ovejas que un día nos narcotizaron. Pero no todos los suplementos operaron siempre como somníferos, los hubo también dinámicos y estimulantes y (sigue leyendo)

Publicado en Textos | Comentarios desactivados

VON REZZORI EN VERANO (fragmento de entrevista)

von rezzori en verano

 

Lo cual nos lleva a la pregunta de Poncio Pilatos, ésa que sus libros plantean con tanta frecuencia: ¿Qué es la verdad?
–¿Qué es la realidad?
¿Qué es la realidad y qué es la ficción, y cuáles son las transformaciones y las negociaciones entre ellas? A usted, evidentemente, no le gusta la sociedad de la información, la sociedad mediática, en la que la gente cree que obtiene la realidad de los periódicos, la televisión y las revistas. Al contrario, usted ha dicho: “Anna Karenina, ¡he ahí la realidad!”
–Recuerde que en Abel… hay un pasaje muy largo, tal vez demasiado largo, en el que el narrador se lía con una chica que vive en uno de esos altos edificios de la posguerra. Va a verla y piensa en la realidad ficticia que los medios de comunicación nos imponen y en cómo pierdes tu identidad, porque no sabes quién eres para enfrentarte a todas esas cosas que están fuera de tu alcance, lejos de tu esfera personal. Quiero decir que, en nuestra época, todo está hecho, todo se da para que pierdas tu identidad. Entonces, por supuesto, tienes que buscarla, por decirlo de forma rudimentaria.
En cuanto a su escritura, ¿qué influencia tiene esto en su estética? Hablando sin rodeos: ¿Por qué escribe?
–Sí, sí, sí. ¿Por qué escribo? Pienso en Pope: What sin to me unknown / Dipped in ink, my parents or my own? Mire, supongo que en realidad, lo sepas o no, escribir es un intento de encontrar una identidad. Conocer el secreto del “Yo” que jamás se pierde, a pesar de todos los cambios que sufre a lo largo de una vida. Ahí tiene usted el tema secreto de todo escritor de ficción, ¿no le parece?
¿La búsqueda de una voz?
–La búsqueda de una voz. También la búsqueda del misterio de la transformación, el de vivir muchas vidas en una sola vida. Las posibilidades que ofrece lo que hago, de escribir autobiografías hipotéticas, son infinitas. Y quiero decir que Anna Karenina es una realidad en tanto que es la invención ficticia más densa, la más concreta.

Publicado en Entrevistas | Comentarios desactivados

GREGOR VON REZZORI, por EMMANUELE CARRÈRE

gregor and beatrice

 

 

 

 

 

 

 

 

CARRÈRE: Grisha es cordial, acogedor. Aun cuando se mofa un poco de uno, sientes que te aprecia. (+)

Revista Crítica, dedicada entera, en su número de julio 2014, a Gregor von Rezzori. Colaboraciones de Emmanuele Carrère, Javier Marías, Vila-Matas, John Banville…

_______________________________________________

Si no me hubiera convertido en escritor, sería de aquellos que admiran a los escritores y envidian su capacidad para expresar sus ideas y sentimien¬tos sin timidez y sin tener que sujetarse a horas de oficina cui¬dando de mantenerse a distancia de jefes malhumorados. Habría llevado una vida tran¬quila de trabajo y de descanso los domin¬gos y días festivos, de hábitos regulares y amistades duraderas, sería apreciado por mi familia por mi honra-dez y sólidos ingresos y sería conocido por mis vecinos como un tipo deceNte, amistoso y servicial en casos de necesidad. En suma, no habría sido yo. Comencé a escribir casi accidentalmente, pero algunos eventos históricos prepararon el campo. Si no hubiera ocurrido la Primera Guerra Mundial, mi vida habría tomado un bien trazado curso: como mi padre, mi abuelo y mi bisabuelo, me habría convertido en funcionario de la administración real e imperial del Imperio Austro-Húngaro, trepado discretamente, escalón por escalón, a las alturas de una honrosa carrera y alcanzado a su debido tiempo un retiro tranquilo, dedicado principalmente a los placeres de la pintura en acuarela, como mis antepasados también hicieron.
Podría incluso, siguiendo a mi padre, haber desposado a una rica muchacha con algunas propiedades que me permitieran entregarme a la pasión de dispararle a toda clase de animales y aves salvajes. No iba a ser de ese modo.
Si la Segunda Guerra no me hubiera hecho abandonar mi país nativo, la remota Bucovina, y llevado bajo una lluvia de bombas de lugar en lugar hasta la igualmente lejana Hamburgo en el norte de Alemania, habría tenido la oportunidad de aprender un oficio y de ganarme la vida de un modo más convencional. Fue debido a que yo estaba desocupado y aburrido que tomé una pluma y escribí un cuento. Alguien lo leyó, le gustó y lo envió a un editor. Así me convertí en escritor. Por supuesto, convoco cualquier plausible argumento para probar que nunca me habría convertido ni sido otra cosa que escritor. Ya desde niño era un soñador y un mentiroso. De adolescente fui un solitario. Y a una edad en que los demás eran adultos yo era completamente ajeno a la realidad –y así sucesivamente–. Trato de convencerme de que la escritura no fue el último recurso del fracaso. Pero para probar que fue una vocación, no tengo más recurso que escribir.

(texto de Gregor von Rezzori que acoge la revista Crítica en su número dedicado al la obra de este escritor)

Publicado en Firmas, Sin categoría | Comentarios desactivados

Vila-Matas ha desarrollado su sitio web como una estructura paralela a sus novelas” (Dominique González-Foerster)

reloj1

“La suya no es la página web habitual de un escritor, en ella se profundiza en su universo literario… (Sònia Hernández, Letras Libres)

“La web de Vila-Matas,  su más ambicioso gesto hipertextual, un universo de cajas chinas  (Mariana Sández, Clarín)

“La página web oficial del escritor, probablemente las más completa de la literatura en nuestra lengua” (Jordi Carrión en revista Otra Parte)

_______________________________________________

Conversación con Dominique Gonzalez-Foerster. Texto ampliado del publicado en ABC Cultural el 8 de marzo de 2014

Publicado en Firmas, Sin categoría | Comentarios desactivados

EL ARTE DE LA FICCIÓN (Iván de la Nuez en El País)

GerhardRichter_tulpen

 Nunca y siempre. Magnitudes rotundas atravesadas por escalas algo más ambiguas, como arte y escritura, verdad y realidad… A esta última dimensión pertenece la ciudad de Kassel. O casi, porque esta certeza también se desdibuja en un café llamado, precisamente, Artaud. Allí, Enrique Vila-Matas se interroga sobre los misterios del arte contemporáneo en algún pasaje de Kassel no invita a la lógica. La novela, que sigue sus peripecias como artista invitado a la documenta 13 (sigue leyendo)

Publicado en Sin categoría | Comentarios desactivados

RESEÑA DE NATASHA LEHRER EN TIMES LITTERARY SUPPLEMENT

201

Not only does this novel glitter with sharp ideas and observations, it may just be the best book I’ve ever read about Paris.

______________________________________________

A_lecture,_or_a_novel

image002

First published in Spanish in 2003, Never Any End to Paris by the Barcelona-born Enrique Vila-Matas is only the third of his works to appear in English. Skilfully translated by Anne McClean, it is a curious artefact, inhabiting the shadowy domain at the intersection of fiction and memoir. “Am I a lecture or a novel?” asks the narrator, also called Vila-Matas, with comical exasperation. Invited to Paris to give a talk, the metafictional protagonist takes the opportunity to “review [his] past”. What ensues is a virtuoso balletic pas de deux of memory and imagination. The book describes the three years in the mid-1970s in which Vila-Matas lived in a garret studio above Marguerite Duras’s apartment, worked on his first (though it was in fact the real author’s second) novel The Lettered Assassin, and tried to turn himself into a writer.

Running like a seam through the book is the question of whether and how “we become the stories we tell ourselves”. The figures of both Duras and Ernest Hemingway cast their shadows, as Vila-Matas struggles both with writing and the vocation of becoming a writer. Critics have long been unable to resist seeing Hemingway’s heroes as versions of himself, and here Vila-Matas uses the first-person narrative as a conceit with which to unpick the enigma of the writer’s idealized self, which evolves into a droll, melancholy and haunting exploration as he looks back, not terribly fondly, at his younger incarnation.

There is something reminiscent in the fictional young Vilas-Matas of Woody Allen. Not only is Never Any End to Paris (the title is taken from Hemingway’s own Paris memoir, A Moveable Feast, 1964) flocked with as many writers and artists as Allen’s film Midnight in Paris (2011), but both explore with a remarkably similar, comically lugubrious and self-deprecating tone the idea of Paris as opposed to its reality. The absurd challenge here is to find one’s own voice amid the overwhelming cacophony of everyone else’s version of the city. In the end Vilas-Matas concludes matter- of-factly that “if I really learned anything in Paris – I’m not trying to be ironic – it was how to type”. Vila-Matas crosses paths with Julia Kristeva, Georges Perec, Paloma Picasso, Philippe Sollers, Jorge Luis Borges and a whole swathe of lesser-known fellow expatriate Spanish writers; he explains to Duras one day that he “intended to write a book that would cause the death of all who read it”; he doesn’t entirely understand her response (“she was speaking her superior French again”) and fears he might be thrown out of the garret, for the crime of being a novice writer. “But no, Marguerite simply detected in me a colossal mental confusion and wanted to help.”

For all the endearing humour, Vila-Matas has a serious purpose: to uncover truth where perhaps only reality is visible (in a recent interview he said that he believes “that fiction is the only thing that brings me closer to the truth that reality obscures”). He is in awe of those who succeed in translating their versions of truth to the page, and here he charts his own attempts to peel away the membrane of reality: “Where there is a mirage there is life”. Not only does this novel glitter with sharp ideas and observations, it may just be the best book I’ve ever read about Paris.

tls

Publicado en Firmas | Comentarios desactivados

LA VIDA SEGÚN HEMINGWAY

Ernest_Hemingway_at_the_Finca_Vigia,_Cuba_1946

Estoy viendo la fotografía de los desolados exteriores de una casa en Ketchum, Idaho. La última residencia de Hemingway. Y me parece evidente que era una casa para matarse. Se diría que la atravesaba el viento de la nada y que había sido construida

Publicado en Recuperación de textos | Comentarios desactivados

4 de junio: Entrevista en PLIEGO SUELTO

Elliott Erwitt Cannes, France, 1975 (beach chairs)

Tienes una una página web y un blog, ¿cómo llevas esta tarea?  ¿Nos podrías hablar de la sección La vida de los otros?

Es la página web la que recibe diariamente multitud de visitas –el blog sólo es una pieza de apoyo de la web– y está mal que hable bien de ella, pero los que la han visto saben que es de las mejores del mundo y que no la hago ni mucho menos yo solo sino que cuento con la inestimable ayuda de mi amiga Elena.

La sección La vida de los otros tiene la particularidad de que invita a los otros escritores a participar en la página web. Eso reduce un poco el egocentrismo de estas páginas web de escritores. Colaboran ahí Almodóvar, Paul Auster, Javier Avilés, Lars Iyer, Joanna Kavenna, Banca Riestra, Mercedes Monmany, Sergio Pitol, Eduardo Lago, Claudio Magris, Javier Marías, Masoliver Ródenas, Maurice Nadeau, John William Wilkinson, Ray Loriga, Alberto Manguel, Pozuelo Yvancos, Guadalupe Nettel, Sònia Hernandez, Alan Pauls, Valeria Luiselli, Rodrigo Fresán, J.Albacete, Alexander Hemon, André Gabastou, Rita Malú, Liz Themerson…(sigue leyendo)

Publicado en Entrevistas | Comentarios desactivados

EL CONJURADO DEL JARDÍN DE KASSEL, por Alejandro Ratia, revista Quimera, junio.

Alicia Framis en un chino, poniéndose en el lugar de Piniowski en 'Kassel no invita a la lógica' (foto de Li)

 Alicia Framis en un chino de Amsterdam, poniéndose en el lugar del conjurado Piniowski en ‘Kassel no invita a la lógica’ (foto de Li)

En Kassel no invita a la lógica de Vila-Matas reutiliza el título de un artículo suyo. Allí era Turín la ciudad que no invitaba a la lógica, contradiciendo y confirmando a un tiempo una cita de Italo Calvino: «Turín invita a la lógica, y ésta abre camino a la locura». La cuestión es que la locura y Nietzsche se cruzaron en una esquina turinesa. Y Vila-Matas partía de Nietzsche, en su artículo, para reflexionar sobre el futuro de la literatura y del arte, porque en paralelo a la locura, había surgido la intuición de que «las obras de arte del futuro serían narraciones irónicas que pondrían en pie ya sólo simulacros de tragedias: dramas fundados, por ejemplo, en la heroicidad de lo insignificante».
En su último libro, Vila-Matas cuenta su experiencia como escritor invitado (writer in residence) en la última Documenta de Kassel (2012). Y esa experiencia lo confronta con ese futuro nietzscheano de las obras de arte. Cuando los críticos ya no se toman (no nos tomamos) el arte demasiado en serio, o no se entretienen en él lo suficiente, conviene aprender del escritor Vila-Matas que, confesando su ignorancia, se pasa una noche al raso junto a una instalación de Pierre Huyghe, consistente en «un estercolero para la producción de humus», la estatua de una mujer con una colmena en su cabeza, y dos perros deambulando por los alrededores, uno de ellos, un galgo con una pata pintada de rosa. El jardín francés de la ciudad alemana dejaba hueco para la descomposición creativa, la extrañeza, y el azar de las transformaciones. El monólogo interior condujo a Vila-Matas a Turín, y de allí de vuelta a Kassel: «la ciudad invitaba a la ilógica que abría paso a una lógica no conocida». El arte como acicate del pensamiento, en una visión positiva, casi ingenua.
Vila-Matas lleva a su terreno una posible crónica de la Documenta, y ése es el género que él mismo bautizó como autoficción en El mal de Montano. Como es bien sabido, Kassel es el evento mayor del Arte, una cita quinquenal donde es obligado sorprender. En los prolegómenos de su relato, Vila-Matas confiesa lo siguiente: «Para convencerme a mí mismo de que iba a estar muy bien que viajara, me dio por pensar que había un punto en común entre las grandes expediciones de otro tiempo y la que me proponía emprender en solitario». Estos capítulos iniciales, incluida la misteriosa invitación de la comisaria, se parecen al arranque de una novela de Julio Verne. Más adelante nos encontramos con que se inventa dos autores consecutivos (el anti-intelectual Autre, y el leve Piniowsky, nombre que toma en préstamo de Joseph Roth, y que dejará de opinar del mundo para opinar del arte), personajes que escribirán por él en ese restaurante chino, a las afueras de Kassel, donde la dirección de la Documenta lo condenaba a ser instalación viviente. Excelente en su escritura y estructura, Vila-Matas sabe darle cuerda, con claves recurrentes, en espiral, a una novela no-novela tan divertida como reflexiva, con pequeños poemas en prosa incrustados, y donde se nos refieren las patologías de la conversación y los beneficios de las caminatas.
La actitud de los escritores españoles hacia el Arte Contemporáneo suele ser la del desdén. Recuérdense las tonterías que dijo Muñoz Molina sobre Joseph Beuys. Este desencuentro conjuga desconocimiento y recelo, recelo de la Literatura hacia un arte que compite en su mismo territorio. Se añora la vieja entente entre Poesía y Pintura. Vila-Matas no tiene miedo a la competencia. Sabe que su juego es el mismo. Por algo, las artistas Sophie Calle o Dominique Gonzalez-Foerster pidieron la colaboración del escritor barcelonés. «Siempre me ha gustado ser vanguardista», dejó escrito. La dificultad contemporánea para ser vanguardista es, no obstante, que la vanguardia quedó atrás. E incluso parece haber quedado atrás la literatura. Tarea nueva es dejar de ser vanguardista. La solución (y cito a Vila-Matas) es ser «una especie de ágil y muy móvil conjurado del bosque».

(Revista Quimera, en su número de junio 2014)

 

Publicado en Sin categoría | Comentarios desactivados

AGITACIÓN EN LA RED

CONVAR31m1

 Dos prácticas ya habituales de Internet: el acoso masivo y las injerencias especialmente toscas en lo que se escribe  (sigue leyendo)

Publicado en Café Perec | Comentarios desactivados

THE GUARDIAN: ¿QUÉ FUE DE LOS BLOGS LITERARIOS?

pre-t

What became of literary blogging? (by Mark Thwaite)

I hoped that blogs could provide an outlet for the serious criticism missing from the mainstream media. I didn’t reckon on Twitter (SIGUE LEYENDO)
Publicado en Textos, Voces de la familia | Comentarios desactivados

LA LLUVIA EN BRIGHTON

lartigue 8

Un comentario “casual” (en la feria de Madrid) de la responsable de La culpa es del script me lleva a recuperar un artículo lluvioso que había olvidado. Gracias a ese olvido, que me ha permitido leer ese texto como si no fuera mío, he recuperado una vieja idea que se me había extraviado.

*

Nos han instruido mucho acerca del mundo, pero en realidad no han sabido explicarnos nada. Porque no hay una explicación. Es una buena razón para dedicarse al arte, mostrar el absoluto misterio de las cosas. Ahora bien, quienes debemos mostrar ese misterio constituimos también un misterio para nosotros mismos. Recuerdo una tarde en Lima, en un café de las afueras (sigue leyendo)

Publicado en Recuperación de textos | Comentarios desactivados

DIARIO DE UN HOMBRE ENGAÑADO (EL MAL DE MONTANO)

saul leiter9

Gombrowicz preguntándose: “¿Quién era entonces yo? A menudo era simplemente la negación de todo lo que afirmaba mi interlocutor” (texto de Roger Simeon  acerca de El mal de Montano, Revista de Letras, La Vanguardia, 6 de junio 2014)

Publicado en Sin categoría | Comentarios desactivados

MELANCOLÍA Y HUMOR

gerhard-richter_peinture

Rafael Martín en El placer de la lectura: “Cada libro de Enrique Vila-Matas es en realidad un capítulo más de una de las obras más sólidas, coherentes y reconocidas de la literatura europea, pero ‘Kassel no invita a la lógica’ es, sin duda, uno de los más notables. Además, su autor trasciende aquí  (sigue leyendo)

Publicado en Firmas | Comentarios desactivados

A FUEGO LENTO

richter rosen

Por fin los movimientos sociales barceloneses tenían visibilidad en el magazine. Me concentré en lo que veía y, por el gesto del entrevistador, me pareció que este caía en un terror propio de una novela de Ben Marcus (el nuevo genio literario, el nuevo Perec) —-sigue leyendo

 

Publicado en Café Perec | Comentarios desactivados

CUENTO INÉDITO DE JAVIER AVILÉS.

kiefer

Javier Avilés ( del celebrado blog El lamento de Portnoy) vuelve literalmente a la arena y presenta nueva batalla con un cuento telaráñico con personaje (como una cafetera) sujeto a las leyes de la oficina universal. Un inédito formidable.

Publicado en Relatos, Voces de la familia | Comentarios desactivados

INTERCAMBIO (Emilio Fraia / Antônio Xerxenesky)

fraia

A principios de año, los escritores brasileños Emilio Fraia y Antônio Xerxenesky se enviaron algunos correos. Desde la amistad, hablaron sobre viajes y ruinas, el arte contemporáneo según Vila-Matas y Vargas Llosa, la recepción de la literatura latinoamericana en Brasil y “La gran belleza”, película que odiaron. A continuación un fragmento de ese Intercambio, publicado por Traviesa (traviesa.com) y recogido por la web de V-M.

Publicado en Voces de la familia | Comentarios desactivados

LA LÍNEA SIN FIN (Fanzine)

DuncanHannah8b.

Una relectura de Catalunya desde 1873 a 2030. En su quinto y penúltimo fanzine La línea sin fin       se atreve a más. Todo nos parece una mierda se abre con el fantasma de Joaquim Jordà, aliado crítico de un cambio de siglo donde Aznar ganó dos veces, hubo caceroladas y negociación chapucera del Estatut. Además de las firmas habituales, el número incluye una extensa conversación sobre rotondas, pelos y pobreza con Genís Segarra y Carlos Ballesteros (Hidrogenesse). Víctor Pérez entrevista por carta al jesuita y amante del tunning Albert Tarés. Y Elsa de Alfonso nos revela su lado más literario. En el encarte, Francesc Ruiz plasma la banalización del diseño gráfico con su habitual gracia. Hay mucho campo, gente desnuda pasándolo en grande, precariedad buscada e inevitable y, de remate, un especial “narración” donde se habla de redes sociales, escenarios y bibliotecas. Con la colaboración puntual de Araceli Segura, Andrés Hispano y Enrique Vila-Matas.

Para celebrarlo, os citamos este miércoles 28 a partir de las 19h30, en el bar-librería Lletraferit (c/Joaquim Costa, 43). Ausentes y despistados podrán comprarlo próximamente en la Laie del CCCB o la de Pau Clarís.

llsf

Publicado en Voces de la familia | Comentarios desactivados

LARKIN ESTÁ REUNIDO

philip-larkin--

 Recordaba el otro día John William Wilkinson en su artículo sobre Thatcher que Philip Larkin se decidió a convertirse en un incondicional de la primera ministra el día en que ésta, en el palacio de Buckingham, le dijo que admiraba su poesía y él la retó a citar de memoria un solo renglón. “Su mente permaneció abierta toda la tarde como un cajón de cuchillos”, le respondió Thatcher cambiando ligeramente el original, lo que encantó a Larkin (sigue leyendo)

________________________________________________

By Philip Larkin

pl

Publicado en Café Perec | Comentarios desactivados

EUROPA COMO RELATO DE FANTASMAS

hotel ranzini

Nadal Suau acerca de Kassel no invita a la lógica

Publicado en Firmas | Comentarios desactivados

AQUEL DÍA BRUTAL

DennisHopper_pg124-1023x680

El pasado Día del Libro, justo al llegar a mi lugar en una carpa (sigue leyendo)

Publicado en Café Perec | Comentarios desactivados

VILA-MATAS PREND DUCHAMP (par Bernard Quiriny)

  • Duchamp en Buenos Aires, hacia 1920

     Kassel (ou Cassel), pour qui n’y a jamais mis les pieds, est une ville universitaire allemande connue pour son château et pour son exposition quinquennale d’art contemporain, la documenta (sans majuscule), créée en 1955 pour réconcilier le public avec l’art moderne. Lors de la 13e édition, en 2012, Enrique Vila-Matas a participé à une résidence où ont aussi défilé Aaron Peck, Mario Bellatin ou Marie Darrieussecq ; il en a tiré Impressions de Kassel, livre qui n’est pas un récit autobiographique mais, comme d’habitude, une variation fictionnelle sur des événements réels, racontée par le double de l’auteur. Voici donc notre homme en route pour l’Allemagne, chargé de prononcer une conférence et d’écrire en public dans un restaurant chinois durant trois semaines, « sur un canapé rouge et moelleux qui, par sa couleur et quelques autres détails, rappelle le divan de Freud à Londres ». Tout son séjour sera placé sous le signe du quiproquo et de l’improbable, avec des rencontres bizarres, des saynètes absurdes et des dialogues impossibles (« Mes mots lui posaient les mêmes problèmes qu’un pieu à un vampire ») ; le tout constitue, selon l’angle sous lequel on l’envisage, une comédie loufoque à la façon de Blake Edwards, une réflexion sur l’art contemporain, ou même un jeu sur la mise en scène de soi comme œuvre ultime puisque, selon l’auteur, « théâtraliser sa vie et ses pas dans la nuit est une façon de donner davantage d’intensité à son impression d’être vivant, autrement dit à une nouvelle manière de créer de l’art ».

    La plupart des romans de Vila-Matas sont dominés par une figure littéraire (Joyce dans Dublinesca, Walser dans Docteur Pasavento, etc.) : ici, ce serait Marcel Duchamp, ce qui lui fait dire qu’il « ouvre le jeu à d’autres disciplines », à savoir l’art. Mais ses modèles habituels ne sont pas absents puisque surgissent Roussel, Kafka, Mallarmé ou Michaux, écrivains « pour qui la vie est à peine concevable en dehors de l’écriture, ceux qui ont fait de la littérature avec leur vie ». Les habitués de l’univers vila-matassien retrouveront bien d’autres motifs de son œuvre, du jeu sur les identités (le narrateur n’est jamais sûr que ses interlocuteurs sont ceux qu’ils prétendent, et lui-même s’invente sans cesse des doubles) à la complication des hypothèses (le livre fonctionne comme un obscurcissement). C’est aussi une mise en scène pessimiste de la course à l’abîme en quoi consistent nos vies et nos histoires, thème qui fait ici écho au souvenir du nazisme et des déportations. « Non pas recommencer, explique le narrateur à propos de son désir de fuite. Aller vers le néant ». Noirceur distinguée que contrebalancent le ton naïf, l’ironie subtile et les running gags désopilants, notamment la référence constante aux mcguffins, ces éléments narratifs très prisés par Alfred Hitchcock, qui permettent de déclencher une histoire alors même qu’ils n’ont aucun rapport avec. Sauf que chez Vila-Matas, précisément, tout a toujours rapport avec tout.

    *L´Opinion, 13.05.2014

    * Imagen: Duchamp en Buenos Aires, hacia 1918

Publicado en Firmas | Comentarios desactivados

UNA MEDITACIÓN

K nao invita

“Es andar, bien lo sé, como el Caballero de la Triste Figura, en busca de aventuras melancólicas, pero es que nunca soy tan consciente de que existe en mí un alma como cuando me adentro en esta clase de aventuras” (Laurence Sterne, Viaje sentimental por Francia e Italia)

*
La trama central de Kassel no invita a la lógica está relacionada con (sigue leyendo)

Publicado en Recuperación de textos | Comentarios desactivados

UNA VIDA DE VENTRÍLOCUO

uvdv

 Página 12 (Radar Libros): Acerca de ‘La parte inventada’ de Rodrigo Fresán (sigue leyendo)

Publicado en Café Perec | Comentarios desactivados